19.6 C
Cartago
viernes, julio 12, 2024
spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Polémica en Barranquilla: Discusión Política Durante Partido

Choque político en gradas opaca triunfo de Selección Colombia.

Triunfo de la Selección Colombia opacado por disputa en las gradas

En la reciente celebración del partido entre la Selección Colombia y Venezuela, correspondiente a la primera fecha de las Eliminatorias rumbo al Mundial, un cabezazo del jugador Rafael Santos Borré llevó a la victoria al equipo local. Sin embargo, más allá del fútbol, una controversia con tintes políticos se robó el show en el Estadio Metropolitano de Barranquilla.

Lea también: Lionel Messi brilla en Eliminatorias Sudamericanas y alcanza marca de James Rodríguez

Agmeth Escaf en conflicto con familia de Luis Díaz por asiento en estadio

El representante a la Cámara, Agmeth Escaf, se vio involucrado en una acalorada discusión con la familia del futbolista Luis Díaz. La raíz del altercado fue aparentemente una confusión respecto a la acomodación de las sillas. Escaf reclamaba el lugar que, según su boleto, le correspondía. Esta situación en sí podría haber sido una simple discrepancia resoluble, pero tomó un giro inesperado cuando los hinchas intervinieron.

La discusión no se limitó a la logística de los asientos; de hecho, se cargó rápidamente de connotaciones políticas. Los espectadores, al presenciar el enfrentamiento, decidieron tomar partido y manifestar su descontento hacia el representante Escaf. Los gritos de «fuera, fuera, populista» inundaron las gradas, e incluso algunos aficionados más exaltados arrojaron cerveza al político. A pesar de la tensión, Escaf intentó mantener la calma. Y como era de esperarse, en la era digital, varios videos del incidente se propagaron rápidamente por las redes sociales.

Le puede interesar: Cristiano Ronaldo: Fui el pionero en la liga árabe y estoy orgulloso de ello

Tras la finalización del encuentro deportivo, Agmeth Escaf decidió pronunciarse al respecto. A través de un video, criticó la organización y logística del estadio. Sin embargo, en un gesto conciliador, envió un cordial saludo a Luis Díaz y su familia. También hizo un llamado a la reflexión, pidiendo que no se ataque al sector político en escenarios deportivos. Adicionalmente, detalló que desde su llegada al estadio fue objeto de insultos por su asociación al Pacto Histórico. «Este tipo de escenarios no son para atacar», concluyó.Este incidente, más que una simple discusión sobre sillas, ha revelado las tensiones que subyacen en la sociedad colombiana y cómo estas pueden manifestarse incluso en un evento deportivo, que en teoría, debería unir a todos bajo una misma bandera. Es un recordatorio de que, pese a las pasiones del fútbol, existen asuntos más profundos que necesitan ser abordados con empatía y respeto.

Redacción El Norte Hoy

Más Artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Últimas noticias