Más recursos para víctimas del conflicto de 12 municipios de Risaralda.

La Unidad para las Víctimas llevó a cabo una nueva jornada de reparación administrativa mediante de la entrega de cartas de indemnización a 80 víctimas del conflicto. Los mismos habitan en el departamento de Risaralda, con una inversión de más de $751 millones.

Las personas que reciben esta indemnización como compensación a lo ocurrido en el marco del conflicto armado en el territorio nacional están priorizadas por ser mayores de 68 años de edad, tener alguna discapacidad o padecer una enfermedad de alto costo.

Laura Moreno, directora territorial de la Unidad en esta zona del país, dijo durante esta actividad que “poder entregar las cartas de indemnización como una medida de reparación siempre es una satisfacción para nuestra entidad. Es dinero que sirve para que las personas tomen un nuevo aire y puedan rehacer algunos de los proyectos que tenían antes de convertirse en víctimas. Pero no solo nos quedamos allí, también complementamos estos espacios con nuestra atención psicosocial individual para ayudar en la recuperación emocional de quienes lo necesitan”.

Dentro de estas jornadas las víctimas también reciben una orientación acerca de la inversión adecuada de los recursos. Buscando acercar a la población a la oferta disponible en creación o fortalecimiento de emprendimientos. También adquisición o mejoramiento de vivienda nueva o usada, adquisición de inmuebles rurales y formación educativa superior.

“Estoy muy contenta porque al fin mi padre pudo recibir los recursos que estábamos esperando. Él es una persona mucho mayor que padece mucho por su estado de salud. Sin duda este dinero nos va a ayudar para mejorar su calidad de vida y que esté tranquilo en el aspecto económico. La gente debe tener paciencia por estos recursos, pero son una realidad”, dijo Martha Trejos, hija de uno de los beneficiarios.

En esta ocasión se entregaron cartas para víctimas que residen en los municipios de Marsella, Belén de Umbría, La Celia. Mistrató, Guática, Santa Rosa, Santuario, Pueblo Rico, Dosquebradas, Apía, Balboa y Pereira.

“Yo sé que un hijo no vale todo el dinero que nos den, pero es una gran fortuna recibir el dinero; espero que lo inviertan bien. Los que no han recibido la indemnización que tengan paciencia y resignación que la reparación sí llega”, concluyó Pedronel Ospina.

El equipo de inversión adecuada de recursos también realiza una estrategia dirigida específicamente a población con enfoque diferencial étnico. También de vejez cuyo objetivo es que las víctimas susceptibles de indemnización individual reflexionen, definan y decidan cómo invertir los recursos de su indemnización, teniendo en cuenta su proyecto de vida individual, pero también su proyecto de vida comunitario, la cultura sus usos y costumbres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

DeusTheme @ Instagram
A %d blogueros les gusta esto: