Gobernación gestiona ayudas para damnificados del vendaval en Pueblo Rico Risaralda.

El vendaval se registró el pasado 11 de septiembre y generó pérdidas materiales en más de 500 viviendas.

Además afectó 20 escuelas y deterioró 10 acueductos rurales. Por esta razón el municipio de Pueblo Rico declaró la calamidad pública.

La Gobernación de Risaralda gestiona ante el Gobierno Nacional el apoyo con ayudas humanitarias para hacer frente a esta delicada situación que afecta a comunidades indígenas, negras y mestizas.

“Por petición del gobernador Victor Manuel Tamayo, funcionarios de la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres y de la Gobernación, con el apoyo de los organismos de socorro, realizaron un censo en la zona afectada, básicamente en los corregimientos de Santa Cecilia y Villa Clareth reportaron afectación.

Dada a la magnitud el municipio declaró la calamidad pública”, explicó Diana Carolina Ramírez Laverde, Coordinadora Departamental de Gestión del Riesgo de Desastres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: